Atrás

“La mejor garantía de no-repetición es seguir construyendo y completando nuestra memoria”

Foto “La mejor garantía de no-repetición es seguir construyendo y completando nuestra memoria”

“La mejor garantía de no-repetición es seguir construyendo y completando nuestra memoria”

La directora foral de Convivencia y Derechos Humanos ha presentado un libro sobre el proceso de depuración del franquismo en la Diputación

“La mejor garantía de no-repetición es seguir construyendo y completando nuestra memoria”

La directora foral de Convivencia y Derechos Humanos de la Diputación Foral de Gipuzkoa, Maribel Vaquero, ha destacado hoy la importancia de recuperar y socializar lo sucedido en el pasado, ya que “la mejor garantía de no-repetición es seguir recuperando y completando nuestra memoria”. Siguiendo esta idea ha presentado el libro Personal de la Diputación de Gipuzkoa, 1936, que recoge los hechos relacionados con el proceso de depuración llevado a cabo por el franquismo en la institución guipuzcoana. En opinión de Vaquero, el trabajo tiene entre sus objetivos servir de “homenaje” tanto para el personal como a sus descendientes, ya que contribuye a visibilizar su caso y a que tengan el reconocimiento que merecen.

La directora foral ha comparecido hoy en Donostia, y junto a ella han estado Elisa Querejeta y Javier Buces, investigadores de Aranzadi que han participado en la elaboración del libro. El trabajo recoge los expedientes relativos a 1.051 trabajadoras y trabajadores de la Diputación, que fueron represaliados por sus ideas, actitudes, o el simple cumplimiento de órdenes, teniendo como consecuencia en muchos casos el despido. Según ha explicado Vaquero, el libro se les enviará a los descendientes, y ha hecho un llamamiento para que aquellos que no están todavía identificados se pongan en contacto con la Diputación. Asimismo, estará a disposición de la ciudadanía en las bibliotecas públicas del territorio.

Miqueletes, ferroviarios, telefonistas, peones… El proceso de depuración afectó a todos los ámbitos de la institución. “A través de esta obra queremos arrojar luz sobre uno de los episodios más negros y oscuros del pasado de la institución, ejerciendo de depósito y herramienta de socialización de lo acaecido”, ha explicado Vaquero. Una herramienta, ha añadido, muy útil, tanto para que los descendientes conozcan lo sucedido así como como documentación que puede dar pie a nuevas investigaciones. “Tenemos que conocer nuestro pasado lo mejor posible, ya que esta es la mejor garantía de no-repetición”, ha subrayado la directora foral.

 

Gipuzkoa, 80 años en la memoria

En este contexto, Vaquero ha anunciado que mañana se llevará a cabo, a las 19.00 horas en Tabakalera, el acto Gipuzkoa, 80 años en la memoria, un evento que ha adelantado será especial y emotivo y que servirá para recordar el 80 aniversario de 1936 y recuperar la memoria de los represaliados en la posguerra. En concreto, se le brindará homenaje a al personal del Ferrocarril del Urola represaliado. “También eran trabajadores y trabajadoras de la Diputación y, tras el golpe, el proceso de depuración afectó a 123 personas”, ha explicado Vaquero, detallando que más de la mitad fueron despedidos. “79 ferroviarios acataron la orden de evacuación y, antes de que los golpistas llegarán al valle del Urola, huyeron a Bizkaia llevándose consigo la mitad de las locomotoras y vagones. Además, llevaron a cabo diversos sabotajes para dificultar el uso del ferrocarril”, ha señalado.

En palabras de la directora foral, el acto será “diferente”, “muy emotivo”, y asistirán los descendientes del personal del Ferrocarril del Urola, así como representantes institucionales de los municipios donde la guerra tuvo en el territorio un impacto especial. Vaquero ha recordado que guerra, represión y exilio forzado fueron la cruda realidad en la Gipuzkoa de 1936. “80 años después, el sentido de este tipo de actos es el de proseguir construyendo y completando nuestra memoria, visibilizando a quienes tanto sufrieron”, ha añadido.