Atrás

La Diputación comparte estrategias de Buen Gobierno con la Agencia de Digitalización del Gobierno de Dinamarca

Foto La Diputación comparte estrategias de Buen Gobierno con la Agencia de Digitalización del Gobierno de Dinamarca

La Diputación comparte estrategias de Buen Gobierno con la Agencia de Digitalización del Gobierno de Dinamarca

El ente foral ha conocido de primera mano el trabajo que desarrolla este organismo, dependiente del Ministerio de Finanzas, considerado un referente global en la materia

Imanol Lasa Danimarkako ordezkariekin.

La Diputación se ha reunido hoy con distintos responsables institucionales de la Agencia de Digitalización danesa, dependiente del Ministerio de Finanzas, encargada de desarrollar durante los últimos años la estrategia de modernización que ha sido clave para colocar a Dinamarca como un referente a nivel mundial en políticas de Buen Gobierno. Es el gobierno que mayor confianza genera entre la ciudadanía, según Transparencia Internacional, el líder europeo en digitalización según el ranking de la Comisión Europea, y el segundo más destacado en datos abiertos, según el último índice global de Open Data.

El director internacional de la Agencia de Digitalización danesa, Yih-Jeou Wang, ha recibido a la delegación guipuzcoana, compuesta por el diputado de Gobernanza y Comunicación con la Sociedad Imanol Lasa, el director de Participación Ciudadana Joseba Muxika, y el director de Relaciones Externas Iker Goiria, explicando el trabajo que realizan en distintos ámbitos: el comportamiento ético de los representantes públicos –Dinamarca aprobó en 2008 un código ético de obligado cumplimiento para todos los cargos, incluido el funcionariado-, la administración electrónica, y el empoderamiento de la sociedad civil en el ámbito de lo público.

Se han reunido también con la directora del portal de la ciudadanía borger.dk, Mathilde Illum –sitio web que centraliza los distintos servicios y trámites públicos, y que recibió 28 millones de visitas en 2014-;  la responsable de dirección del Sector Público Louise Friis, y la responsable del programa de Bienestar Digital Susanne Duus. Este programa va destinado a implantar las nuevas tecnologías en la sanidad y la educación.

Por su parte, la delegación de la Diputación ha expuesto los proyectos que está llevando a cabo en todas estas materias. Así, Lasa ha compartido con los representantes daneses el Sistema de Integridad Institucional aprobado por la Diputación esta legislatura, el proyecto para elaborar una nueva Norma Foral de open data, la implantación de la administración electrónica, incluyendo el proyecto piloto para la licitación electrónica puesto en marcha recientemente, la Central de Contratación de Gipuzkoa, el Plan de Gestión Estratégica, y la simplificación de varios trámites habituales, ahondando en la desburocratización.

El Diputado  ha realizado un balance positivo del encuentro, ya que existe una “coincidencia” en las prioridades de ambas instituciones: “Ofrecer un servicio público más eficiente, transparente, ágil y cercano, aprovechando el potencial de las nuevas tecnologías, y reforzar la ejemplaridad de la administración generando un sistema basado en la confianza de la ciudadanía. Una administración que ponga, en definitiva, a la persona en el centro”. Ha destacado que la visita servirá para “seguir dando pasos” en estas materias: “Tenemos claro que la clave es aprender de los mejores y compartir experiencias y buenas prácticas”.

 

Dinamarca se caracteriza por el alto grado de modernización de los servicios públicos y el alto grado de manejo de las nuevas tecnologías, también entre la tercera edad. Prácticamente el 90% de la ciudadanía y todas las empresas realizan sus trámites, relaciones, pagos y cobros con la administración pública vía on line, lo que redunda en un ahorro de costes por ejemplo en papel, evitar duplicidades, una mayor transparencia, y un servicio más ágil. Cada persona lo gestiona de forma autónoma gracias a un único identificador electrónico que da acceso vía móvil a todas las gestiones.

 

En relación al open data, los datos del gobierno pueden ser utilizados como materia prima en el desarrollo de servicios digitales innovadores en el sector privado, y reutilizados por la sociedad civil. “Hay una convicción generalizada de que la transparencia es positiva para todos y todas, porque genera confianza y credibilidad, y de que compartir datos y conocimientos facilita la creación de iniciativas y proyectos innovadores y generadores de riqueza. Esta convicción la tienen muy interiorizada tanto las administraciones públicas, como las empresas, las asociaciones y la ciudadanía”, ha explicado Lasa.

Ha concluido destacando que uno de los retos de la Diputación es hacer accesible y “sobre todo comprensible” toda esa información, y que derive a futuro en la oferta de servicios personalizados, “algo en lo que la experiencia danesa resulta especialmente interesante”.