Atrás

Gipuzkoa Lab involucrará a la sociedad civil y a distintos agentes en la puesta en marcha de proyectos piloto ligados al bienestar social y económico

Foto Gipuzkoa Lab involucrará a la sociedad civil y a distintos agentes en la puesta en marcha de proyectos piloto ligados al bienestar social y económico

Gipuzkoa Lab involucrará a la sociedad civil y a distintos agentes en la puesta en marcha de proyectos piloto ligados al bienestar social y económico

El Consejo de Gobierno ha aprobado una nueva convocatoria del programa dentro de Etorkizuna Eraikiz, dotada con 720.000 euros

El Consejo de Gobierno ha aprobado una nueva convocatoria de subvenciones del programa Gipuzkoa Lab, dentro de la dinámica Etorkizuna Eraikiz, a través de la cual se destinarán 720.000 euros a dos principales líneas de actuación: por un lado proyectos innovadores promovidos por agentes económicos y sociales que den respuesta a los retos de futuro que tiene Gipuzkoa, y por otro autoorganización comunitaria, redes vecinales y nuevas fórmulas de voluntariado. El objetivo es contribuir a hacer del nuestro un territorio socialmente equilibrado y económicamente competitivo a través de la experimentación activa y la colaboración con la sociedad civil y distintos agentes.

Según ha informado el portavoz foral Imanol Lasa, dentro de la primera línea, se impulsarán proyectos ligados a nuevos modelos de gobernanza y desarrollo territorial comunitario; el compromiso de las empresas con el entorno y su transformación social; la gestión de la diversidad y de la edad en las organizaciones, con especial hincapié en el relevo generacional; la formación en valores de la ciudadanía a través de la educación, el deporte…;  y la coordinación entre la oferta formativa y las necesidades de la empresa, mejorando la orientación profesional de los y las jóvenes, y su inserción laboral..

La segunda línea, denominada Bizilagun sarea, se destina a impulsar las iniciativas de solidaridad comunitaria en tres principales ámbitos: el apoyo a personas mayores en situación de fragilidad, a las personas y familias en situación de vulnerabilidad y desventaja social, y a la infancia y adolescencia en situación o en riesgo o desprotección. El objetivo es “implicar a la ciudadanía en la acción y la atención social”,  creando redes de solidaridad y vecinal  y voluntariado de proximidad a través de la puesta en marcha de experiencias innovadoras.

En la convocatoria del año pasado se presentaron un total de 71 proyectos de los que fueron seleccionados 14, con un balance “enormemente positivo” por el valor cualitativo y variedad de las propuestas, en las que estuvieron representadas todas las comarcas del territorio. Los ámbitos de trabajo más destacables fueron el socio-sanitario, la reflexión estratégica, la gobernanza y el medioambiente. Las bases de la convocatoria de este año se publicarán próximamente en el BOG y pueden acogerse a la misma asociaciones, fundaciones, empresas públicas y privadas, ayuntamientos, mancomunidades y/o agrupaciones de interés económico que desarrollen su proyecto de forma conjunta o individual.