Atrás

Urretxu, Zumarraga y Diputación ponen en marcha un proyecto piloto para habilitar en contenedores marinos locales de ensayo

Foto Urretxu, Zumarraga y Diputación ponen en marcha un proyecto piloto para habilitar en contenedores marinos locales de ensayo

Urretxu, Zumarraga y Diputación ponen en marcha un proyecto piloto para habilitar en contenedores marinos locales de ensayo

La Diputación testará su idoneidad para extender la experiencia por todo el territorio

Urretxu, Zumarraga y Diputación ponen en marcha un proyecto piloto para habilitar en contenedores marinos locales de ensayo

La Diputación testará su idoneidad para extender la experiencia por todo el territorio

El Departamento de Cultura y Juventud de la Diputación y los Ayuntamientos de Urretxu y Zumarraga han suscrito un convenio de colaboración para poner en marcha el proyecto piloto “Locales de ensayo” que está dirigido agrupaciones musicales constituidas fundamentalmente por público joven. El acuerdo ha sido suscrito por el Diputado de Cultura y Juventud, Denis Itxaso y Jon Luqui Albisua y Mikel Serrano, alcaldes de Urretxu y Zumarraga, respectivamente.

Se trata de una iniciativa impulsada por ambos ayuntamientos, muy novedosa en Gipuzkoa, porque el modelo de gestión va a ser compartida y se van a utilizar contenedores marítimos adaptados para ello.

“Nos parece una iniciativa muy interesante y vamos a testar la idoneidad del sistema con el fin de hacerlo referencial para el resto del territorio. Los grupos musicales necesitan locales con unas  características muy especiales para no molestar a nadie y creemos que estos contenedores agrupados en un único local puede ser una gran solución”, ha explicado el Diputado de Cultura, Denis Itxaso.

Ambos Ayuntamientos han habilitado una serie de contenedores marítimos reutilizados, que debidamente acondicionados, se instalarán en la antigua fábrica Sarralde, propiedad del Ayuntamiento de Urretxu para que sean utilizados por agrupaciones musicales.

El alcalde, Jon Luqui, se ha mostrado "ilusionado" porque "los grupos musicales van a tener un espacio digno para sus ensayos e incluso conciertos". "La inversión de ambos Ayuntamientos va a ser notable pero va a merecer la pena por la dinámica que va a generar" ha añadido.

El Departamento de Cultura ha adquirido ocho contenedores por un valor total de 18.000 euros que serán entregados a ambos Ayuntamientos de forma indefinida. El presupuesto total del proyecto es de 91.000 euros.

Los Ayuntamientos de Urretxu y Zumarraga, por su parte, acondicionarán el edificio de Sarralde y adecuarán los contenedores para su uso como locales de ensayo y se encargarán de todo lo relativo a las condiciones de seguridad y legalidad. Se ocuparán asimismo de la gestión del equipamiento de acuerdo a un modelo mixto en el que participarán los ayuntamientos y los usuarios con arreglo al reglamento de uso que se creará a tal fin.

En la visita realizada a las instalaciones, Itxaso también ha elogiado el modelo de gestión mixta que permite a los jóvenes autogestionarse y la fórmula de colaboración entre dos ayuntamientos colindantes que permite optimizar recursos e ideas.

Piscina de Urretxu

Por otra parte, el Departamento foral de Cultura y Deportes ha suscrito un convenio con el consistorio urretxuarra por el cual la Diputación colaborará con 217.700 euros en la reforma de la piscina municipal. Se trata de una piscina olímpica exterior que da servicio en verano tanto a Urretxu como a Zumarraga y que en los últimos años venía sufriendo importantes pérdidas de agua así como un deterioro importante de sus condiciones, por lo que acometer una reforma resulta absolutamente necesario o el próximo verano no podría abrir sus puertas al público.

La reforma va a consistir en reducir el tamaño de la piscina y convertir un único vaso en dos piscinas, una para adultos –que verá reducida su distancia así como su profundidad- y al lado, se construirá una piscina de menor profundidad para el uso de los más jóvenes y en la adquisición de nueva maquinaria.

Según asegura Denis Itxaso, “esta reforma era necesaria para no privar a los vecinos de Urretxu y Zumarraga de la única piscina al aire libre de la que pueden disfrutar durante el verano y debido a los problemas de pérdida de agua, más de 34.000 litros este pasado verano, urgía llevar a cabo una obra que además adecuará unas instalaciones ya obsoletas y permitirá a urretxuarras y zumarragarras disfrutar de esta piscina con más comodidades”.

"Tal y como comentamos en el último pleno, en Urretxu teníamos que renunciar a la piscina exterior o apostar por una imprescindible remodelación de las instalaciones que nos permita prestar el servicio en verano de 2018”. El alcalde ha agradecido la aportación foral y ha añadido que las obras comenzarán en la segunda quincena de octubre.

El consistorio espera que para mediados del mes de junio, coincidiendo con la etapa veraniega, se pueda abrir al público una vez finalizados los trabajos principales. Una vez clausurada la temporada de verano de 2018, se acometerán trabajos complementarios.