El proyecto Vías Verdes de Gipuzkoa presenta su candidatura a los fondos Next Generation

El proyecto Vías Verdes de Gipuzkoa presenta su candidatura a los fondos Next Generation

El proyecto Vías Verdes de Gipuzkoa presenta su candidatura a los fondos Next Generation

La Diputada de Movilidad y Ordenación del Territorio, Rafaela Romero, y el Diputado de Promoción Económica, Turismo y Medio Rural, Jabier Larrañaga, han anunciado la presentación del proyecto “Vías Verdes de Gipuzkoa” a la convocatoria del Programa de Planes de Sostenibilidad Turística en Destinos para el ejercicio 2022; un proyecto que cuenta con la adhesión de un total de 29 agentes públicos (ayuntamientos, mancomunidades y agencias de desarrollo) y 17 agentes privados.

El proyecto, el cual engloba la ejecución de nuevos tramos en tres de las seis vías verdes de la red de bidegorris de Gipuzkoa —Ferrocarril Vasco-Navarro, Plazola-Leitzaran, Urola— será presentado por el Departamento de Movilidad y Ordenación del Territorio y opta a ayudas por importe de 720.000.000 euros con cargo a los fondos Next Generation, en el marco de Plan de Recuperación, Transformación y Resiliencia (PRTR) del Gobierno de España. La cantidad estimada del total al que asciende el proyecto de vías verdes de Gipuzkoa será en torno a 25-30 millones de euros. 

Las 3 vías verdes que ampliarán sus recorridos son:
Vía Verde del Ferrocarril Vasco-Navarro
El objetivo del proyecto en lo relativo a esta vía verde que hoy día cuenta con 26,3 km y conecta Arrasate Mondragón con Eskoriatzs y Leintz Gatzaga, sin olvidarnos del ramal de Oñati coincidiendo con el trazado del antiguo ferrocarril Vasco-Navarro, es recuperar para el uso recreativo el tramo pendiente entre Eskoriatza y el límite con Álava. Su compleción permitirá, por tanto, conectar Gipuzkoa con Álava. 
El tramo pendiente de construir alcanza los 17Km y 12 tuneles

Vía Verde Plazaola-Leitzaran
En lo relativo a esta vía —que en la actualidad el tramo guipuzcoano se inicia en Andoain y concluye en Leiza con un total de 24,7 km y continua hasta Lekunberri (Navarra) alcanzando los 45 Km de recorrido— el nuevo proyecto permitirá ampliar la conexión desde Andoain hasta Donostia / San Sebastián, pasando por Urnieta y Lasarte-Oria. El resultado: un corredor verde para la movilidad ciclista y peatonal al servicio del turismo y el ocio para toda la comarca.
El tramo pendiente de construir alcanza los 2.5Km

Vía Verde del Urola
El objetivo del proyecto en esta esta vía que conecta desde Mirándola en Legazpia hasta Zestoa, 36 km, es conectar desde Zestoa esta localidad con el barrio de Narrondo-Arroabea en Zumaia. La ejecución de este tramo, el cual incluye la renovación de infraestructuras competencia del Gobierno Vasco, permitirá concluir el 100% del trazado de la Vía Verde del Urola —desde el interior de Gipuzkoa hasta la costa—dando una longitud total de 40 km. Una ejecución que será posible tras el acuerdo de colaboración alcanzado por el Dpto. de Movilidad y Ordenación del Territorio de la Diputación Foral de Gipuzkoa con el Dpto. de Planificación Territorial, Vivienda y Transportes del Gobierno Vasco.
El tramo pendiente de construir alcanza los 4 Km.

En su intervención, la diputada Rafaela Romero ha puesto en valor la labor llevada a cabo por Gipuzkoa a lo largo de los ultimo 20 años en materia de movilidad ciclista. “Hemos sido pioneros en la creación de una red provincial de vías ciclistas y peatonales, y a pesar de ser la provincia más pequeña, somos el 
territorio con la red de bidegorris más amplia y con mayor número de vías verdes. Ahora los retos pasan por revitalizar nuevos ejes de comunicación para conectar con los territorios de nuestro alrededor y seguir impulsado la movilidad ciclista y peatonal”. 

Asimismo, ha hecho hincapié en el “enorme valor que supone la adhesión de cerca de 50 agentes públicos y privadas al proyecto “Vías Verdes de Gipuzkoa”, que han sabido ver en esta iniciativa una oportunidad potenciar el desarrollo económico en torno al cicloturismo y el patrimonio cultural y paisajístico”.

Por su parte, el Diputado de Promoción Económica, Turismo y Medio Rural, Jabier Larrañaga ha destacado el potencial del proyecto “desde el punto de vista del impulso del turismo, tanto de proximidad, como internacional. Hay un auge del turismo activo ligado a la actividad física y a la naturaleza que se ha acentuado con la pandemia. Gipuzkoa cuenta con un patrimonio natural excepcional que puede ser una ventaja competitiva. Las vías verdes son una manera inmejorable de acercarnos a nuestros atractivos turísticos y conocer Gipuzkoa. Tanto para los y las guipuzcoanas como para quienes nos visitan. Con este proyecto ofreceremos la posibilidad de llegar a más recursos turísticos de una manera sostenible. Además, nos permitiría seguir creando nuevos servicios y empresas turísticas. Tenemos muchas microempresas de turismo activo que podrán seguir mejorando las experiencias que ofrecen”.

Precisamente, ha subrayado el encaje del proyecto con la apuesta por el turismo sostenible y de calidad de la Diputación. “Incide directamente en dos ámbitos en los que estamos trabajando a través de la planificación estratégica Begika. Por un lado, la reducción del uso del vehículo, y con ello de las emisiones de CO2, en la movilidad turística. Por otro, potenciar el turismo interior con la expansión de visitantes por todo el territorio. Además, somos un territorio de gran cultura cicloturista, conocido en el mundo por esta afición. El turismo ligado al ciclismo está cogiendo mucha fuerza. Y el uso de estas tres vías verdes ha crecido más del 10% en los dos últimos años”.

Larrañaga ha añadido que “estamos construyendo el modelo turístico de futuro, y también aquí, debemos apoyarnos en nuestras fortalezas, apostando por la especialización inteligente. Tenemos un posicionamiento muy bueno en cicloturismo y turismo activo en general. Nuestras vías verdes son ya un soporte excepcional y con estas actuaciones, tenemos la oportunidad de dar un salto cualitativo conectando esta red con Álava y Navarra. Sería la segunda vía verde más larga del Estado, con 140 kilómetros. Hablamos, por tanto, de un proyecto transformador y con visión de país”.