Atzealdea

El patriarca de los estudios vascos en Estados Unidos, de visita por Euskal Herria

El patriarca de los estudios vascos en Estados Unidos, de visita por Euskal Herria

William Douglass presentará cuatro libros en el Koldo Mitxelena el 11 de octubre, en la que será probablemente, dada su avanzada edad, su última visita al País Vasco.

-ren irudia El patriarca de los estudios vascos en Estados Unidos, de visita por Euskal Herria

William Douglass se encuentra en estos días disfrutando de unas semanas en el País Vasco con motivo de la celebración del l VII Congreso Mundial de Colectividades Vascas en el Exterior que comenzó ayer en el Palacio Euskalduna de Bilbao. Douglass, quien frecuentó a Julio Caro Baroja o Xabier Amuriza, aprovechará su estancia para encontrarse con viejos amigos, como Bernardo Atxaga, Karmelo Ortiz de Elgea o Gregorio Monreal, además de presentar sus libros en diferentes actos del congreso.

William A. Douglass (Reno, 1939), catedrático emérito de la University of Nevada, Reno, y fundador del Center for Basque Studies (antes el Basque Studies Program) de la misma Universidad. Puso la antropología vasca dentro de la antropología moderna del mundo anglosajón. Dio su nombre a la William A. Douglass Distinguished Lecture y al William A. Douglas Book Prize in Europeanist Anthropology de la AAA (American Anthropological Association). Autor de decenas de libros sobre la cultura, la historia y la diáspora vasca, escritor, traductor. Autor de dos de los libros presentados aquí, editor/traductor de la antología poética, y promotor del otro.

Tras estudiar Lengua y Literatura Españolas en la Universidad Complutense de Madrid, en 1963 llegó a Euskal Herria acompañado de su mujer y su hijo: se estableció en Etxalar y Aulesti, donde llevó a cabo sus investigaciones a través de los años 60. Allí, estableció lazos de amistad con los baserritarras de la zona y con gente como Julio Caro Baroja, Xabier Amuriza, Emilio Kortabitarte... En 1967, le otorgaron el doctorado en Antropología Social en la Universidad de Chicago. El mismo año fundó el Basque Studies Program de la Universidad de Nevada, Reno.

En 1984, la UPV lo nombró doctor honoris causa, y Euskaltzaindia lo nombró miembro de honor de la Academia en 1998. Ese mismo año, el Gobierno Vasco le asignó el premio Lagun Onari. En 2013, la asociación Gerediaga le entregó el premio Argizaiola, para ensalzar el trabajo realizado por este en favor del euskera y la cultura vasca.

Los días 2-4 de octubre se va a celebrar el VII Congreso Mundial de Colectividades Vascas en el Exterior en Bilbao. William Douglass va a asistir a dicho congreso y dentro de su visita a Euskadi, va a presentar cuatro libros.

INFORMACIÓN SOBRE LOS LIBROS

1. Australianuak: Basques in the Antipodes by William A. Douglass Australianuak: Basques in the Antipodes [Australianuak: vascos en las antípodas] es una contribución esencial a los estudios sobre inmigración en general y a los estudios sobre la diáspora vasca en particular. El trabajo documenta la historia de los vascos en Australia desde finales del siglo dieciocho hasta nuestros días. Basado en investigaciones de archivo y trabajo de campo, el libro se centra fundamentalmente en la contratación formal de vascos como mano de obra para el corte de caña de azúcar durante finales de 1950 y comienzos de 1960 en el norte de la Queensland tropical.

Desde 1970, la mecanización del trabajo en el campo obligó a los cortadores de caña a buscar nuevas estrategias para sobrevivir. El trabajo atestigua que los vascos en Australia mantuvieron su identidad étnica y el contacto con su patria en Europa.

2. Prisons and Exiles by Joseba Sarrionandia and edited and translated by William A. Douglass Se trata de la última antología poética del escritor vasco Joseba Sarrionandia, presentada en edición bilingüe (euskera/ingles), editada y traducida por Bill Douglass. Además, el libro incluye un epílogo con la biografía de Sarrionandia, presentada a la luz del contexto socio-político vasco de las últimas décadas. Son destacables las informaciones que aporta el editor sobre las referencias literarias, históricas, etc. que incluyen los poemas, así como las referentes a las adaptaciones musicales de los cantantes vascos. Prisons and Exiles [Prisiones y exilios] es una muestra significativa del mundo poético de Joseba Sarrionandia: poemas emocionales, cautivadores y de gran fuerza literaria.

3. Arana by William A. Douglass Desde comienzos del siglo diecinueve, la economía del planeta experimentó el denominado “boom” del caucho, nutrido inicialmente por la recolección de látex en las selvas de las cuencas del Congo y el Amazonas. En ambos lugares, el boom devino en escándalo internacional. Las dos bestias negras de esta historia fueron el Rey Leopoldo de Bélgica y, en Colombia, el barón del caucho Julio César Arana. Digamos que Leopoldo escribió la introducción y primeros capítulos del libro de los escándalos del caucho, y que Arana fue el autor de sus últimos capítulos y la conclusión. Fue en el Medio Putumayo/Caquetá, o lo que autor llama “Aranalandia”, donde Julio César fue presuntamente responsable de la muerte de miles de indios huitoto, andoke, bora y ocaina. A la postre, las atrocidades concitaron gran revuelo internacional en torno al llamado “escándalo de Putumayo”, el cual trajo consigo largos meses de juicios en Londres (1912-1913) bajo la dirección de un Comité Escogido del Parlamento Británico. Arana ha pasado a la historia como uno de los más icónicos entre los perpetradores de la Era del Genocidio, conocida también como siglo veinte.

4. At Midnight by Javier Arzuaga Javier Arzuaga fue un joven cura vasco cuya parroquia abarcaba La Cabaña, la fortaleza donde estaban presos los cómplices del depuesto dictador cubano que no habían huido tras la Revolución Cubana. El destino llevó al sacerdote a presenciar las ejecuciones que se llevaron a cabo entre febrero y mayo de 1959. Arzuaga no fue un mero espectador casual, sino que le tocó dar consuelo y atención de los condenados. “No es fácil hablarle a un hombre condenado a muerte”, decía Javier. A él le tocó hablar nada menos que con cincuenta y cinco.

“En una era en que las atrocidades nos asaltan casi a diario, es fácil hacerse insensible frente a la muerte arbitraria. Leer At Midnight [A la medianoche] es un profundo antídoto ante tal complacencia. Gracias a Arzuaga, llegaré a mi propia tumba más hondamente consciente del valor, y de lo vulnerable, de cada vida humana”. —William A. Douglass.