Ruta de navegación

Publicador de contenidos

Atrás Deportivity un programa para promover el juego limpio y el respeto en los campos de fútbol

Deportivity un programa para promover el juego limpio y el respeto en los campos de fútbol

Deportivity es un programa trabajado en colaboración con el departamento de Deportes de la Diputación Foral la Federación Guipuzcoana de Futbol el Gobierno vasco y Gesto Deportivo.

10/11/2023
deportivity

Esta mañana se ha presentado en la sala de prensa Palacio Foral el programa Deportivity.  Deportivity es un programa que tiene como objetivo prevenir incidentes en los campos de fútbol a través de la concienciación de todos los agentes involucrados, especialmente de los jóvenes deportistas y las entrenadoras y los entrenadores. A la presentación han acudido la diputada de Deportes Goizane Álvarez Irijoa, el presidente de la Federación Guipuzcoana de Futbol Manu Díaz y Álvaro Sáenz de Gesto deportivo. 

El programa busca inculcar valores como el juego limpio, el respeto por el oponente, el respeto por los árbitros y la importancia de mantener un comportamiento deportivo positivo tanto dentro como fuera del campo. La participación activa de los entrenadores y entrenadoras, así como de los jóvenes deportistas, en la calificación de los partidos y la identificación de comportamientos antideportivos es una parte fundamental de esta iniciativa.

Goizane Álvarez, diputada de Deportes ha mostrado su apoyo y entusiasmo por este proyecto que busca promover un ambiente “más deportivo y respetuoso en el fútbol cadete en el territorio”. Deportivity pretende fomentar el juego limpio y el respeto en el fútbol. Debemos impulsar y respaldar programas como este que involucran a entrenadores, árbitros, y a todos los que participan en los partidos para que juntos podamos crear un ambiente deportivo más saludable y respetuoso. Nuestros jóvenes merecen crecer en un entorno donde se fomente la competitividad, pero siempre desde el respeto y la fair play. Como diputada de Deportes, trabajaré incansablemente para promover este cambio cultural en el fútbol y en todos los deportes de Gipuzkoa”.

Este programa tiene sus raíces en la tesis doctoral "Deportividad y violencia en el fútbol base" de Alfredo Sáenz. La herramienta principal es el Registro de Evaluación de Partidos de Fútbol (REPF), adaptado en 2019 para crear la aplicación Deportivity. El programa aborda las fases de prevención-sensibilización, evaluación-detección de partidos no deportivos y protocolo de intervención en caso de estos últimos. La aplicación permite la evaluación de partidos por parte de entrenadores y árbitros, identificando partidos no deportivos y activando un protocolo de intervención. La Federación recibe informes semanales y se evalúa la efectividad del programa mediante la participación, número de partidos no deportivos y otros análisis.

Este proyecto ya se puso en marcha el pasado año por la Federación Alavesa, y se ha puesto en marcha en el fútbol de Gipuzkoa esta temporada, y consiste en el seguimiento y monitorización de todos los partidos de la categoría cadete, tanto de Fútbol 11 como de Fútbol Sala, masculino y femenino.

Manu Díaz, presidente de la Federación Guipuzcoana de Futbol ha declarado que “supone un reto apasionante poner en marcha un proyecto tan ambicioso, y esperamos que en un breve plazo se vean los efectos positivos del mismo. Nos va a dar mucha información para analizar las causas de los incidentes, y además la interacción directa con los protagonistas del juego facilitará la implantación de hábitos de respeto y deportividad tan necesarios en las edades tempranas”.

Álvaro de Gesto Deportivo ha explicado que “Deportivity pretende abordar la anti deportividad desde tres puntos de vista. La primera es la prevención y la sensibilización de todos los agentes implicados. El segundo aspecto es a través de la App Deportivity. Este aspecto tiene un doble objetivo: la detección de partidos no deportivos y competir en deportividad. Los equipos tienen la posibilidad de conocer su nivel de deportividad y el de sus agentes (entrenadores/as, jugadores/as y grada). El tercer punto de vista es la intervención, aplicar medidas formativas en casos de detección de situaciones no deportivas/violentas”.

Cada entrenador deberá analizar cuatro aspectos después del partido: la actitud del entrenador contrario, el comportamiento de los jugadores del otro equipo, la actuación del árbitro y la conducta de la afición. Estos aspectos serán calificados en una escala del 0 al 10, y se generará una clasificación que reflejará el nivel de deportividad observado en el encuentro. La escala de evaluación se divide en dos partes: valoración de 0 a 4, que aborda niveles de no deportividad, y valoración de 5 a 10, que se centra en niveles de deportividad. Cada nivel viene acompañado de una definición que destaca matices específicos, y se enriquece con ejemplos de comportamientos asociados a cada nivel. La guía subraya la complejidad de evaluar conductas en un partido, destacando la importancia de la objetividad y el compromiso en este proceso. Además, promueve un lenguaje común para la identificación y descripción de comportamientos deportivos y no deportivos.

Durante la temporada 2023-24 se van a monitorizar cerca de 2.600 partidos, en los cuales van a intervenir 196 equipos diferentes.

Con este proyecto, el departamento de Deportes de la Diputación Foral de Gipuzkoa y la Federación Guipuzcoana de Fútbol, con el apoyo del Gobierno Vasco reafirman su compromiso por erradicar los comportamientos antideportivos de los terrenos de juego y concienciar a futbolistas y familias de la necesidad de conseguir un ambiente seguro en la práctica deportiva.

  

899