Ir al menú principal Ir al contenido principal
Atrás

Alumnado de Don Bosco utilizará los focos de Irizar como competencia educativa

Foto Alumnado de Don Bosco utilizará los focos de Irizar como competencia educativa

Alumnado de Don Bosco utilizará los focos de Irizar como competencia educativa

El Departamento de Medio Ambiente de la Diputación Foral de Gipuzkoa ha firmado un convenio de colaboración con Emaús Fundación Social, CIFP Don Bosco LHII e Irizar S. COOP para dar una segunda vida a materiales y/o productos excedentes en la empresa Irizar que son susceptibles de ser utilizados y aprovechados como material didáctico por parte de Don Bosco.

Alumnado de Don Bosco utilizará los focos de Irizar como competencia educativa

Jose Ignacio Asensio: “Este proyecto es un ejemplo de colaboración, transformando los residuos en una oportunidad. Gracias a esta iniciativa, se fomenta la economía circular, a través de la reutilización y del reciclaje; convirtiéndose en un eje de aprendizaje, emprendimiento y creatividad. Es además una práctica circular completamente replicable que puede servir de inspiración para otras empresas”.

Jose Ignacio Asensio, diputado de Medio Ambiente de la Diputación Foral de Gipuzkoa, Begoña Cabaleiro, Responsable de Comunicación de Emaus Fundación Social, Carlos Lizarbe, Director de Don Bosco y Oihane Sanz Bello, responsable de medio ambiente de Irizar han firmado esta mañana un convenio de colaboración para  dar una segunda vida a materiales y/o productos excedentes en la empresa Irizar que son susceptibles de ser utilizados y aprovechados como material didáctico por parte de Don Bosco.

Esta iniciativa se desarrolla dentro del programa BIRSORTU, consistente en fomentar procesos de aprendizaje mediante experimentación entre la comunidad educativa, al tiempo que se impulsa la economía circular, poniendo material desechado por empresas del territorio a disposición de centros de enseñanza o de formación profesional. Jose Ignacio Asensio, diputado de Medio Ambiente, ha destacado que “Este proyecto es un ejemplo de colaboración, transformando los residuos en una oportunidad. Gracias a esta iniciativa, se fomenta la economía circular, a través de la reutilización y del reciclaje; convirtiéndose en un eje de aprendizaje, emprendimiento y creatividad”. El diputado foral ha añadido que este modelo podría ser extendido a otras empresas y ha puesto en valor la replicabilidad de la misma. “Es una práctica circular completamente replicable que puede servir de inspiración para otras empresas”.

Gracias a este convenio, durante el curso escolar, Irizar va a ceder los focos de los autobuses de Irizar al CIFP Don Bosco, y los y las estudiantes de  Don Bosco los examinarán, repararán y los utilizarán como material para su  competencia educativa.

El proyecto BIRSORTU, se trata de un proyecto cultural para fomentar la economía circular, la creatividad y la investigación con materiales desechados a través de la innovación pedagógica. La iniciativa pone el acento en los desechos, para que a través de la reutilización y el reciclaje se conviertan en ejes de aprendizaje, emprendizaje y creatividad. Se puso en marcha el año pasado gracias a la colaboración en el Departamento de medio Ambiente y la Fundación Social Emaus 

El espacio BIRSORTU se ubica en la Faktory de Emaús en Donostia, en Mundaiz,6. La recogida de material se puede realizar de forma gratuita los miércoles por la tarde, tras establecer cita previa escribiendo a c.garcia@emaus.com. 

Emaús a través del proyecto BIRSORTU agradece la participación voluntaria del tejido empresarial de Gipuzkoa, con la colaboración de empresas tales como Adegi, Donostia Turismo, Ekotrade, Eskuz, Ezarri, Gabiltza, Garbera, Grupo One, Guccia, H-Enea, Irizar, JMA, Kromosoma, Merkabugati, Orona, Panelfisa, Ternua y Twin&Chic. Estas empresas han ofrecido material desechado tan variado como redes, tubos, moqueta, poliespán, palets, baldosas de piscina, material informático y electrónico, papel y cartón, cuero, algodón orgánico, madera o botones y cremalleras.