Ruta de navegación

Publicador de contenidos

El Polo de Movilidad Inteligente y Sostenible MUBIL recibe un impulso decisivo para su consolidación

El Polo de Movilidad Inteligente y Sostenible MUBIL recibe un impulso decisivo para su consolidación

En su primera fase albergará dos infraestructuras de CIDETEC y TECNALIA, y promoverá un proyecto junto a CEIT, con una inversión conjunta superior a los 30 millones de euros.

Foto El Polo de Movilidad...

El Polo de Movilidad Inteligente y Sostenible, proyecto surgido en el marco del programa Etorkizuna Eraikiz de la Diputación Foral de Gipuzkoa, ha cobrado un impulso decisivo hacia su consolidación con la incorporación de nuevas infraestructuras y proyectos de calado. Además de la sede definitiva de MUBIL, cuyas obras comenzaron en julio en Eskuzaitzeta con un presupuesto de 14,2 millones de euros, el Polo albergará en sus 48.000 m2 una nueva sede de CIDETEC dedicada al almacenamiento de energía, un edificio destinado a la movilidad sostenible y la transición energética gestionado por TECNALIA, y promoverá un proyecto de ecodiseño de motores eléctricos en colaboración con CEIT. Todo ello supondrá una inversión conjunta superior a los 30 millones de euros, co-financiados por la Diputación y los respectivos centros. 

Estos avances han sido dados a conocer hoy en una jornada de socialización organizada con el objetivo de compartir los avances del Polo con distintas instituciones, agentes, empresas y entidades ligadas a la movilidad sostenible. Han participado en la misma el diputado general Markel Olano; el alcalde de San Sebastián Eneko Goia; el diputado de Promoción Económica y Proyectos Estratégicos Jabier Larrañaga; la directora de MUBIL Ane Insausti; el director de EVE Iñigo Ansola; los directores de CIDETEC, TECNALIA y CEIT Javier Rodríguez, Jesús Valero y Juan Meléndez, que participaron en un coloquio; así como representantes de Adegi, Cámara de Gipuzkoa, BIC Gipuzkoa o de empresas del territorio que trabajan en este ámbito.

En el acto, organizado en Tabakalera, los y las participantes han podido conocer cómo será el Polo de Movilidad Inteligente y Sostenible a través de una experiencia inmersiva en 3D con gafas de realidad virtual. Además, José Manuel Cubert, experto en la electrificación de automóviles y ex-director de Ingeniería de GKN Driveline, ha ofrecido una ponencia con el título “Movilidad Sostenible - La respuesta del Polo MUBIL”. 

El diputado general ha recordado que la incorporación de “actores de referencia” al Polo MUBIL es una magnífica noticia para la sociedad de Gipuzkoa y Euskadi, y ha agradecido a los tres centros “su confianza en el proyecto y su colaboración”. “Esto es una apuesta ambiciosa y, sobre todo, compartida. Nos va a permitir multiplicar las capacidades tecnológicas y de especialización de MUBIL, situándonos al nivel de los ecosistemas de nueva movilidad más punteros de Europa. Este proyecto va a ser clave para apoyar a toda nuestra industria y a las pymes en su transformación hacia un nuevo modelo de movilidad, un desafío crucial ante el cambio climático y la transición energética, y por el peso de este sector en nuestro tejido industrial. Nos va a permitir fortalecer nuestra economía y generar nuevas oportunidades de desarrollo y empleo”, ha señalado.  

Por su parte, la directora de MUBIL Ane Insausti ha explicado que la materialización de estos proyectos es el resultado de un proceso abierto en el que “los distintos centros de I+D del territorio han podido presentar sus iniciativas”, destacando que el Polo es “una realidad en permanente crecimiento. Nuestra previsión es seguir incorporando nuevos actores, tanto centros como agentes del ámbito formativo y empresas, y estamos manteniendo distintas conversaciones que van a seguir dando fruto a corto-medio plazo”. La directora ha añadido que el Polo va a ser un ecosistema “de innovación abierta que va a permitir sumar capacidades complementarias y ofrecer servicios conjuntos a empresas y agentes, colaborando más y mejor. En el Polo van a confluir las distintas áreas de conocimiento críticas en todo lo relacionado con la nueva movilidad, por lo que vamos a disponer de un conocimiento y unos medios técnicos que mejorarán la competitividad de Gipuzkoa y Euskadi en este ámbito”.

A su vez, el diputado Jabier Larrañaga, ha recordado que el Polo Mubil va “más allá” del espacio albergado en Eskuzaitzeta, ya que “no solo contemplamos la integración física en los 48.000 m2 de que disponemos en Zubieta, sino que también valoraremos iniciativas de los agentes interesados para la puesta en marcha de proyectos colaborativos, como es el caso de CEIT y otros que vendrán”. Se ha referido también a la reciente misión de innovación en la que una delegación de Gipuzkoa ha podido conocer el ecosistema de nueva movilidad de Países Bajos y explorar vías de colaboración, destacando que “el crecimiento del Polo nos va a permitir dar un salto cualitativo en su internacionalización, conectándolo con las iniciativas similares más avanzadas a nivel europeo. Hay una eclosión de este ámbito que abre una ventana de oportunidad. Esta apuesta nos va a permitir situarnos en las primeras posiciones de la parrilla de salida”.

Almacenamiento de energía

Así, el Polo MUBIL albergará la nueva sede de CIDETEC centrada en el almacenamiento de energía, con una inversión total conjunta de 18,3 millones. Esta infraestructura permitirá reforzar las capacidades en un ámbito clave de la transición energética, ya que es la llave para el aprovechamiento eficiente de las energías renovables y su integración en el sistema. Las tecnologías de baterías, como las de litio-ion, son el elemento central en el despliegue de las estrategias de movilidad sostenible, y plantean multitud de oportunidades a nivel local e internacional, fomentadas por la aparición de compañías, nuevos modelos de negocio, productos, tecnologías y hábitos de consumo. 

La nueva sede en el Polo MUBIL supondrá duplicar el espacio del que dispone actualmente CIDETEC Energy Storage. Más de la mitad de la superficie se destinará a los distintos laboratorios de investigación en materiales e ingeniería de sistemas, así como las plantas piloto y de escalado para el desarrollo de tecnología hasta TRL cercanos a 9. Gipuzkoa y Euskadi dispondrán así de uno de los mayores núcleos de Europa para el desarrollo de tecnología relacionada con el almacenamiento de energía en general, y las baterías en particular.

CIDETEC es un actor de referencia en el campo del almacenamiento de energía en toda la cadena de valor, desde las celdas hasta los sistemas y su integración en la aplicación final. La infraestructura permitirá completar y multiplicar el potencial tecnológico del POLO MUBIL y, con ello, las posibilidades de apoyo e impulso al sector de la movilidad inteligente y sostenible en Gipuzkoa y en toda Euskadi, desarrollando proyectos de I+D+i, prestando servicios a las empresas, y promoviendo nuevas iniciativas empresariales que partan de conocimiento propio y/o de oportunidades de mercado detectadas. La previsión es que la nueva sede esté en marcha antes de que concluya el año 2024.

Según ha afirmado el director general de CIDETEC Javier Rodríguez, “CIDETEC ha colaborado estrechamente con MUBIL desde un inicio. De hecho, CIDETEC gestiona actualmente el laboratorio de ensayo de baterías de MUBIL en Tolosa, que será trasladado a Eskuzaitzeta, ampliando sus capacidades actuales. Asimismo, con la nueva inversión de casi 20 M€, CIDETEC Energy Storage podrá desarrollar su Plan Estratégico, que contempla duplicar su dimensión en los próximos 5 años. De la misma forma, el entorno tecnológico e industrial que ofrecerá el Polo MUBIL en toda la cadena de valor relacionada con la nueva movilidad, permitirá desplegar un aspecto fundamental de nuestra estrategia, como es el lanzamiento de nuevas iniciativas empresariales en el campo de las baterías”.

Movilidad sostenible y transición energética

TECNALIA será otro actor de referencia del nuevo Polo de Eskuzaitzeta, con un nuevo espacio destinado a la movilidad sostenible y la transición energética que conllevará una inversión de en torno a 9,9 millones. Albergará cuatro laboratorios: un equipamiento singular para uso de hidrógeno para movilidad, único en Euskadi, coordinado con las capacidades de testeo de MUBIL; otro centrado en la generación de hidrógeno, con equipamiento para desarrollo, fabricación y testeo de monoceldas y ‘stacks’ pequeños de diferentes tecnologías de electrólisis; un tercero centrado en almacenamiento, transporte y distribución, con equipamiento para testeo de materiales en contacto con hidrógeno gas o hidrógeno licuado; y el cuarto dedicado al desarrollo de tecnologías, aplicaciones y aeronaves relacionadas con la movilidad aérea urbana y la robótica aérea.

Estos laboratorios ofrecerán a los distintos agentes acceso a servicios de alto valor añadido, personal altamente cualificado, la posibilidad de trabajar en red entre empresas y agentes de investigación desarrollando proyectos de I+D colaborativo, de desarrollar proyectos de I+D+i internacional con acceso a socios nacionales e internacionales, así como equipamientos e infraestructuras punteras. También pondrá a disposición de los agentes la opción de realizar pruebas de vida en funcionamiento, de llevar a cabo desarrollos tecnológicos específicos de validación de materiales, componentes o equipos, así como desarrollo desde TRL bajo-medio a TRL alto. 

La previsión es que los trabajos para construir la infraestructura concluyan en el año 2025. Según ha explicado el director general de TECNALIA, Jesús Valero “MUBIL es una iniciativa que nos va a permitir crecer en nuestra decidida apuesta por la movilidad sostenible y disponer de nuevas infraestructuras al servicio de las empresas. En TECNALIA llevamos más de 15 años trabajando en soluciones aplicadas al mundo de la movilidad para desarrollar tecnologías y nuevos modelos de negocio que contribuyan al cambio hacia una movilidad de bajo impacto medioambiental, conectada, eficiente, segura e inteligente. MUBIL es una herramienta perfecta para seguir trabajando en nuestros objetivos de futuro en este ámbito”.

Ecodiseño de motores eléctricos

La colaboración entre MUBIL y CEIT permitirá desplegar el proyecto ‘Magma’, cuyo objetivo es dar un salto cualitativo en el ecodiseño de motores eléctricos para la movilidad eléctrica y sostenible. Aportará capacitación tecnológica para la recuperación de tierras raras, la fabricación de imanes permanentes y el diseño de motores eléctricos más eficientes y sostenibles a través de nuevos materiales y fabricación aditiva. Fomentará la cadena de valor del vehículo eléctrico en distintos eslabones asociados al motor de tracción o motores de sistemas auxiliares (limpia parabrisas, ventilación de batería, elevalunas, etc.).

Los elementos de tierras raras (ETR) son una familia de 17 minerales, fundamentales en los sectores electrónico y metalúrgico y en productos como las baterías y los móviles, de cuyo suministro Europa tiene una gran dependencia exterior, principalmente de China. El proyecto supondrá una inversión de 2,35 millones e impactará no sólo el sector de la automoción (coche y autobús eléctrico) y transporte pesado por carretera (camión eléctrico) sino también el sector energético (aerogenerador), aviación (avión eléctrico), edificación (ascensores) y nuevas formas de movilidad (patinete y bicicletas eléctricas).

Según el director general de CEIT Juan Meléndez, “el apoyo de la Diputación en proyecto MAGMA es fundamental para abordar inversiones que permitan generar una tecnología única en Euskadi y considerada prioritaria en Europa como es la recuperación de tierras raras y el diseño de motores eléctricos más eficientes y sostenibles. La especialización de Ceit en este ámbito tiene por objetivo último mejorar la competitividad de las empresas del sector en Euskadi y la creación de nuevas empresas de base tecnológica. Desde Ceit agradecemos y compartimos la apuesta mantenida en el tiempo de la Diputación por convertir a Gipuzkoa en un referente industrial internacional. Este compromiso revierte en más y mejores empleos, y en una sociedad con menos desigualdad y más sostenible”.

  

1161