Ir al menú principal Ir al contenido principal
Atrás

La Diputación llama a participar en el Día Internacional de las Mujeres

Foto La Diputación llama a participar en el Día Internacional de las Mujeres

La Diputación llama a participar en el Día Internacional de las Mujeres

La institución foral renueva su compromiso con la igualdad con la aprobación de la declaración institucional del 8 de Marzo.

Eider Mendoza foru bozeramailea eta Imanol Lasa diputatua

El Consejo de Gobierno de la Diputación Foral de Gipuzkoa ha aprobado hoy la declaración institucional con motivo del Día Internacional de la Mujer, que se celebra el próximo domingo, 8 de marzo. La institución foral ha aprovechado la ocasión para renovar su compromiso con la consecución de una igualdad “efectiva” de mujeres y hombres: “En este 8 de marzo, reiteramos nuestro compromiso para responder con responsabilidad a las peticiones que plantea la sociedad y, en el Día Internacional de la Mujer, la Diputación hace un llamamiento a toda la sociedad para que participe en los actos programados y para que siga aunando esfuerzos a favor del desarrollo de la Agenda Humana de la Igualdad”.

          La portavoz foral, Eider Mendoza, ha dado a conocer el contenido de la declaración hoy por la mañana, durante la rueda de prensa en la que ha informado sobre las decisiones adoptadas por el Consejo de gobierno de esta semana y en la que ha comparecido acompañado del diputado foral de Promoción Económica, Turismo y Medio Rural, Imanol Lasa. Mendoza, en su intervención, ha defendido que la igualdad de mujeres y hombres es, además de ser un derecho fundamental, un elemento clave para construir una sociedad justa y cohesionada. “Por eso, la Diputación Foral de Gipuzkoa se suma como institución a las reivindicaciones a favor de los derechos de la mujer que se llevarán a cabo a nivel mundial el próximo 8 de marzo”, ha añadido.

          La portavoz foral ha subrayado que el 8 de marzo conmemora la lucha de las mujeres, y de quienes a lo largo de la historia han reivindicado los derechos laborales, económicos, políticos y sociales de las mujeres. “Ese compromiso a favor de la igualdad ha traído consigo cambios en las leyes, en la sociedad y la cultura, siempre hacia un horizonte más democrático e igualitario”, ha señalado. En reconocimiento a esa aportación, la ONU celebra desde 1975 el Día Internacional de la Mujer, una convocatoria con la que la Diputación Foral “confluye de pleno”.

          Mendoza también ha advertido de que, aunque esta lucha histórica ha mejorado considerablemente la situación de las mujeres, “tanto a nivel global como en nuestras comunidades locales siguen persistiendo diferencias y discriminaciones hacia las mujeres, por el mero hecho de ser mujer”. “Además, y por desgracia, durante los últimos años también estamos asistiendo a una ola reaccionaria que niega los avances conseguido por dicho proceso de transformación, de la mano de una minoría que quiere volver al pasado”, ha recalcado, reiterando una vez más que ese tipo de actitudes “no tienen cabida en Gipuzkoa”.

          La portavoz foral ha recordado que el objetivo estratégico principal que defiende la Diputación es el de situar a Gipuzkoa entre los territorios europeos con menores niveles de desigualdad, “y en ese contexto situamos nuestro compromiso por avanzar en la igualdad de mujeres y hombres”. En este punto, ha señalado que a pesar de que la evolución de los principales indicadores ha sido positiva durante los últimos años, las mujeres siguen estando en situación de desventaja en muchos ámbitos, también en Gipuzkoa. “Hacer frente a esta realidad es el compromiso que renovamos hoy aquí”, ha añadido.

          En la declaración de este año, la institución foral desglosa este compromiso en tres áreas de actuación principales. Por un lado, defendiendo que el desarrollo futuro de Gipuzkoa tiene que basarse en una competitividad basada en la persona, a través de proyectos de empresa que pongan en el centro a las personas y su desarrollo. “En este punto cobra especial relevancia dejar de lado modelos de trabajo que penalicen el desarrollo personal, social y profesional de la mujer, así como los estereotipos de género, impulsando nuevas medidas para fomentar una conciliación responsable y compartida y reducir la brecha salarial”, ha manifestado Mendoza.

          El segundo punto, la Diputación recuerda que la sociedad actual deja en manos de las mujeres tanto las labores domésticas como los cuidados en su sentido más amplio, por lo que se compromete a trabajar para cambiar esa realidad y fomentar que los hombres asuman su cota de responsabilidad en este campo. El tercer compromiso se sitúa en el ámbito de la violencia ejercida sobre la mujer por el mero hecho de serlo, que persiste en la sociedad actual. “La violencia machista, así como la violencia sexual, reduce la libertad de las mujeres y las obliga a vivir con miedo; se trata de una violencia sistémica, que debemos de combatir cada vez con más intensidad desde las instituciones y los agentes sociales”, ha concluido la portavoz foral.

 

Apoyo a la I+D

El Consejo ha aprobado también la convocatoria anual del Programa de apoyo a la Red guipuzcoana de Ciencia, Tecnología e Innovación, que persigue apoyar el esfuerzo que realizan las entidades de la misma para desarrollar proyectos de I+D y para acometer inversiones en infraestructuras y equipamientos avanzados. Se destinarán al mismo 4.315.000 euros en 2020, manteniendo la dotación consignada en 2019.  “La investigación, el desarrollo del conocimiento avanzado y su aplicación en nuestras empresas y centros son elementos esenciales para reforzar nuestra competitividad y nuestro modelo socio-económico, y hacer frente al futuro”, ha explicado el diputado de Promoción Económica, Turismo y Medio rural Imanol Lasa.

A través de este Programa se subvencionan cuatro tipos de proyectos: los liderados por Unidades de I+D empresarial realizados en colaboración con otro u otros centros de la Red Vasca de Ciencia, Tecnología e Innovación; los de creación de nuevas Unidades de I+D empresarial; los de inversión en equipamiento e infraestructuras avanzadas; y los de I+D, preferentemente en las prioridades estratégicas identificadas en la Estrategia RIS3 para Euskadi de biociencias/salud, fabricación avanzada, y nuevas energías. Las subvenciones pueden llegar hasta el 100% del coste subvencionable según el tipo de proyecto, con un máximo de 100.000 euros.

En 2019 se concedieron ayudas para realizar 55 proyectos de 33 entidades: 8 proyectos liderados por Unidades de I+D empresarial, 17 proyectos de inversión, y 30 proyectos de I+D. Están en fase de realización, ya que el plazo de ejecución finaliza el 30 de septiembre.  En lo que respecta a los ocho primeros, los temas son muy diversos y van desde la generación de conocimiento para nuevos módulos de baterías, hasta la investigación para la fabricación de componentes para automoción. Respecto a los proyectos de inversión, se concedió el máximo de subvención para tres proyectos: un láser multifotón para un microscopio de fluorescencia confocal de CIC Biomagune, un sistema para electrónica impresa 3D de Tecnalia y equipamiento para un laboratorio de ensayos para fiabilidad de componentes estructurales de Ikerlan.

En cuanto a los proyectos de I+D preferentemente en áreas RIS, más del 40% abordan temas relacionados con las biociencias/salud, más del 25% trabajan en temáticas relacionadas con la fabricación avanzada y el 6 % se enmarcan en el ámbito de las nuevas energías, cinco de los proyectos tocan varias áreas y uno de ellos aborda temas relacionados con la ecología. Cabe destacar que el 38% de los proyectos subvencionados en 2019 está liderado por mujeres. El plazo previsto para la presentación de solicitudes en esta convocatoria 2020 se iniciará el día siguiente de la publicación de la convocatoria en el BOG y finalizará el 24 de abril. Los proyectos podrán iniciarse a partir de la presentación de la solicitud y deberán finalizar antes del 30 de septiembre de 2021.

La Red Vasca de Ciencia, Tecnología e Innovación está integrada por agentes que trabajan en tareas de investigación y desarrollo. En Gipuzkoa, consta de 11 Centros tecnológicos, 2 Centros de Investigación Cooperativa, 4 BERCs, un instituto de Investigación Biosanitaria, 2 Organizaciones de I+D Sanitarias, 26 Unidades de I+D empresarial y cuatro universidades, entre otros. “Gipuzkoa destaca por la fortaleza de su ecosistema de I+D, con un amplio número de centros que trabajan en áreas de investigación diferentes, y que constituyen un aliado clave para hacer frente a los retos de futuro de nuestra sociedad”, ha subrayado. El territorio está por encima de la media europea en gasto en I+D respecto al PIB, con un 2,37% frente al 2,06%, y en la vanguardia de Euskadi, pero lejos aún de países como Alemania, Suecia o Japón, que superan el 3%. 

El Diputado ha enmarcado la convocatoria en la apuesta de futuro por asentar “un modelo de competitividad de escala humana en Gipuzkoa: con un empleo de calidad, compromiso de sostenibilidad, atracción y retención de talento y construcción de proyectos en los cuales la persona y su desarrollo sean su razón de ser. En el que las empresas accedan a las más avanzadas tecnologías y sean así capaces de generar valor añadido; en el que las personas adquieran y generen conocimiento a partir del cual nazcan nuevas empresas; en el que este conocimiento sirva para desarrollar las más modernas terapias, los mejores cuidados para las personas mayores y los más adecuados servicios”, ha finalizado Lasa.

 

Industria 4.0

Asimismo, se ha dado el visto bueno a las bases del “Gipuzkoa Industria 4.0: Desarrollo de productos y servicios”, que destinará 1 millón de euros para apoyar la  transformación competitiva de las empresas del territorio mediante la innovación, la Fabricación Avanzada y las tecnologías 4.0, dando soporte, especialmente a las pymes, en su evolución hacia una fabricación más eficiente, sostenible, que incorpore nuevas tecnologías y materiales, pero también innovación en diseño, comercialización, modelos de negocio o sistemas de gestión.

El programa se puso en marcha en 2016 con el propósito de articular los apoyos hacia una industria más avanzada, competitiva e interconectada, un sector clave por su peso y por su capacidad de arrastre, y por ser uno de los principales motores de generación de riqueza y empleo y la palanca principal de internacionalización y de la I+D+i de Gipuzkoa. Entre las novedades implantadas para 2020, se ha eliminado el tamaño mínimo de empresa para dar paso también a microempresas, se ha eliminado el presupuesto mínimo de proyecto y se han incluido proyectos de desarrollo experimental realizados por y para plantas guipuzcoanas, aunque la sede social del solicitante este fuera del territorio.

En 2019, esta convocatoria prestó apoyo a 20 proyectos, en siete comarcas de Gipuzkoa: Debagoiena (5), Donostialdea (5), Debabarrena (3), Urola Erdia (3), Goierri (2), Beterri (1) y Oarsoaldea (1). Las empresas que participaron desarrollan su actividad primordialmente en TEIC/Ingeniería,maquinaria y productos metálicos. Las aplicaciones fueron diversas: gestión y control del negocio y del proceso productivo, conectividad y movilidad, big data, ciberseguridad, computación y cloud, robótica avanzada, fabricación aditiva, trazabilidad, o realidad aumentada y virtual. Lasa ha destacado que Gipuzkoa “se juega muchísimo” en el proceso de digitalización de su industria por lo que ha instado a “sumar fuerzas para favorecer ese proceso de transformación”.

 

Memoria histórica

Por último, el Consejo de Gobierno también ha dado luz verde a la convocatoria de ayudas para impulsar iniciativas de memoria histórica, destinada a ayuntamientos y organizaciones privadas sin ánimo de lucro. El objetivo de esta línea de subvenciones es el de recuperar la memoria histórica, es decir, recuperar la memoria de lo ocurrido y padecido por Gipuzkoa y sus habitantes para recuperar el pasado, conocer la verdad y lograr un reconocimiento. La dotación de las ayudas asciende a 140.000 euros.

          “Investigando y trabajando sobre la memoria histórica, buscamos sacar a la luz la verdad y transmitírsela a las nuevas generaciones, para que nuestras y nuestros jóvenes conozcan la historia de este pueblo”, ha señalado la portavoz foral. Según ha incidido, trabajar este campo ha sido una cuestión prioritaria para la institución foral hasta ahora, y ha reiterado el compromiso de que seguirá siéndolo. “Para la Diputación, conocer la verdad y conseguir justicia y reparación para hechos acaecidos en el pasado son objetivos prioritarios; investigar y transmitir son dos ejercicios fundamentales para que episodios del ayer no vuelvan a repetirse en el futuro”, ha defendido.

          Mendoza ha recordado que gracias a la convocatoria del año pasado se financiaron 16 proyectos impulsados por los ayuntamientos del territorio, y otras 17 iniciativas de asociaciones privadas sin ánimo de lucro. De media, cada proyecto recibió en torno a 4.000 euros. “Entre los proyectos que llevaron a cabo los consistorios, destacan la investigación de los fusilamientos de 1936 en la central eléctrica de Elgoibar; la investigación sobre el campo de concentración de Lezo; las rutas de memoria histórica de Donostia o los campos de trabajo para jóvenes de la línea de defensa Saseta en Zizurkil, Aduna, Larraul y Asteasu”, ha dicho Mendoza. En lo que respecta a las asociaciones, recibieron ayudas, entre otras, la Asociación Cultural Manuel Larramendi, SOS Racismo o Intxorta 1937, que impulsaron iniciativas como, entre otras, una investigación sobre la mujer como víctima de la represión franquista o una recopilación de voces de la lucha antifranquista.