Ir al menú principal Ir al contenido principal
Atrás

El departamento de Juventud lanza una campaña para sensibilizar sobre el sharenting

Foto El departamento de Juventud lanza una campaña para sensibilizar sobre el sharenting

El departamento de Juventud lanza una campaña para sensibilizar sobre el sharenting

Este término que viene del inglés surge de la unión del verbo “to share” (compartir) y “parenting” (crianza) y se usa para definir un nuevo fenómeno en la que las madres y padres publican contenidos (fotos, videos) de sus hijos en las redes sociales con poca consideración de seguridad y privacidad.

El departamento de Juventud lanza una campaña para sensibilizar sobre el sharenting

Ayer, día 20 de noviembre se celebró el Día Internacional de los Derechos de la Infancia. En este día se conmemora la firma de la Convención de los Derechos del Niño aprobada en 1989. Este tratado ha servido como herramienta para la promoción y protección del bienestar de la infancia.

Este año, desde el departamento de Juventud se va a realizar la campaña “Like a la ciberseguridad de los niños” con el lema “Nik ere badut ezer esana”, “¡Yo también tengo algo que decir!” con la colaboración de UNICEF.

Denis Itxaso, Diputado de Juventud “con esta campaña que hemos puesta en marcha desde el Departamento de Juventud en colaboración con UNICEF, queremos sensibilizar a los padres y madres de las consecuencias que puede llegar a tener la sobreexposición de sus hijos en las redes sociales. Los padres y madres tienen que tener en cuenta que con la práctica del Sherenting estas creando una huella digital de tus hijos. No se es consciente de las consecuencias que puede tener el compartir una foto de tus hijos y a manos de quien puede llegar y qué utilización se va a hacer de ella”.

 

SHARENTING (share + parenting = sharenting)

El sharenting es una práctica cada vez más habitual entre los padres y madres, y consiste en publicar fotos, vídeos o cualquier otro tipo de información sobre sus hijos en las redes sociales. Desde las primeras ecografías, hasta sus primeros pasos, fiestas de cumpleaños, vacaciones, caída de los primeros dientes, festivales escolares, etc. Cualquier acontecimiento o dato importante en la vida de un niño es susceptible de ser compartido en Internet por algunos progenitores.

Pero esta sobreexposición, que en la mayoría de las ocasiones se produce sin permiso explícito por parte del niño, puede conllevar peligros como el ciberacoso, grooming, suplantación de identidad, robo de datos u otros delitos relacionados con internet.

Según las estadísticas, al cumplir los seis meses el 81% de los bebés ya tiene presencia en Internet, y en sus cinco primeros años de vida habrá 1.000 fotografías suyas circulando por la red. Además, un 5% de los niños menores de dos años cuenta con un perfil en redes sociales creado por sus padres o madres, cifra que se incrementa a medida que van cumpliendo más edad.

La campaña que se desarrollará fundamentalmente en redes sociales, pantallas de lurraldebus, etc. pretende estimular la reflexión y conciencia en relación al derecho de los niños a la propia imagen y los riesgos que puede comportar la sobrexposición digital. Sin entrar en maximalismos, entender que esta práctica no es inocua y requiere de ciertas cautelas.

 

En este enlace tenéis el decálogo de la campaña: 

 

https://multimedia.gipuzkoa.eus/media/event/11537560/Gazteleraz-comprimido.pdf