Ruta de navegación

Publicador de contenidos

Gipuzkoa a favor de los derechos LGTBI a través de la Cooperación al Desarrollo

Gipuzkoa a favor de los derechos LGTBI a través de la Cooperación al Desarrollo

Diputación y el Ayuntamiento de San Sebastián se adhieren a la declaración de Mérida para reforzar su compromiso en materia de Derechos Humanos LGBTI en el mundo.

27/06/2022
Foto Gipuzkoa a favor de los...

El objetivo es sensibilizar a la ciudadanía en la educación sobre la realidad de vulneración de los derechos humanos de las personas LGBTI.

El Departamento de Cultura, Juventud, Cooperación y Deporte de la Diputación Foral de Gipuzkoa, la Concejalía de Igualdad, Solidaridad y Derechos Civiles del Ayuntamiento de San Sebastián y la Fundación Triángulo han suscrito una declaración para reforzar su compromiso en materia de Derechos Humanos LGBTI en el mundo.

Dicha declaración, conocida como la declaración de Mérida, ha sido firmada por el diputado de Cultura y Cooperación, Harkaitz Millan, la concejala de Igualdad, Solidaridad y Derechos Civiles de San Sebastián, Ane Oyarbide, y Sergio Moreno, responsable de Euskadi de la Fundación Triángulo.

A través de esta adhesión, tanto la Diputación como el Ayuntamiento de San Sebastián se han comprometido con la igualdad de lesbianas, gais, bisexuales, transexuales e intersexuales; mostrando su compromiso con el reconocimiento de los derechos humanos, así como su activa posición de denuncia ante aquellos países que continúan criminalizando a estas poblaciones, a los que instan a derogar toda normativa en este sentido, con especial énfasis en las penas de muerte y cárcel, y la prohibición del derecho de asociación de las personas LGTBI.

El diputado de Cultura y Cooperación, Harkaitz Millan, ha señalado que “nuestro compromiso es por la equidad, la igualdad social y la dignidad humana. Nos comprometemos con los derechos de gais, lesbianas, bisexuales, transexuales e intersexuales, pero también con todos los derechos humanos, la justicia social, y la defensa de la tierra y el espacio natural. Luchamos contra la explotación económica, el expolio cultural, la homogeneización ideológica y la intolerancia religiosa de todo tipo”.

Por su parte, la concejala de Igualdad, Solidaridad y Derechos Civiles de San Sebastián, Ane Oyarbide, ha destacado que “desde el ayuntamiento siempre hemos considerado prioritaria la sensibilización sobre la realidad de la vulneración de los derechos humanos del colectivo LGTBI, pero más allá de las acciones que llevamos aquí, es importante que nuestra sociedad sea consciente de que los problemas de otros países no nos son ajenos, que los compartimos con ellos y ellas. No hablamos de solidarizarnos, sino de solucionar un desequilibrio mundial”.

Oyarbide ha añadido que “históricamente hemos apoyado los procesos que promueven el fortalecimiento de las comunidades,  pero creemos necesario reforzar nuestro compromiso en materia de DDHH LGTBI en el mundo, y por ello nos hemos adherido a esta declaración de Mérida, para mostrar un compromiso explícito del ayuntamiento de San Sebastián con la igualdad de lesbianas, gais, bisexuales, personas trans e intersexuales”.

Actualmente son 76 los países que aun consideran ilegal las relaciones sexuales consentidas entre parejas del mismo sexo en privado, lo cual criminaliza en la práctica también a las personas trans. Algunos de estos países penalizan estas relaciones con la pena de muerte: Arabia Saudita, Mauritania, Sudán, Irán, Yemen, Pakistán, Afganistán, Brunei y Catar más regiones de Nigeria y Somalia, y de facto Irak aunque hasta ahora no figure en su código penal.

Las personas lesbianas, gais, bisexuales e intersexuales (LGBTI) ven así gravemente afectados sus derechos humanos a la vida privada, integridad personal, dignidad humana, igualdad ante la ley y no discriminación, el acceso a la justicia, la educación, la salud, la cultura y el trabajo, la vivienda y la libertad de circulación, así como continúan sufriendo impunes crímenes de odio o crímenes de prejuicio, tortura, tratos crueles, inhumanos o degradantes, agresiones físicas y verbales, rechazo social, el impacto de la aplicación de leyes discriminatorias, hostigamiento policial, y falta de reconocimiento y protección legal, entre otros.

Asimismo, la Diputación y el Ayuntamiento de San Sebastián han mostrado su compromiso para dirigir sus herramientas e instrumentos de Cooperación Internacional teniendo en cuenta el enfoque de género, la orientación sexual y la identidad de género, así como la diversidad corporal. Igualmente, promoverán que este enfoque sea incorporado por parte de otras organizaciones e instituciones, nacionales y supranacionales.

  

950