Ir al menú principal Ir al contenido principal
Atrás

El 40% de la población de Gipuzkoa sufrirá impactos severos como consecuencia del Cambio Climático

Foto El 40% de la población de Gipuzkoa sufrirá impactos severos como consecuencia del Cambio Climático

El 40% de la población de Gipuzkoa sufrirá impactos severos como consecuencia del Cambio Climático

La temperatura media en Gipuzkoa ha aumentado 1,2 º C en los últimos 50 años y a finales de siglo podríamos situarnos con aumentos de temperatura de entre 3 y 4 º C.

El 40% de la población de Gipuzkoa sufrirá impactos severos como consecuencia del Cambio Climático

El calor, las inundaciones y las sequías serán las principales amenazas de los núcleos urbanos, afectando severamente a los municipios costeros, así como a sus infraestructuras y sectores económicos y al 40 % de la población que reside en ellos.

 

El Informe 0 sobre el estado del cambio climático en Gipuzkoa es el primero de este tipo promovido por una administración local que baja al nivel del análisis territorial y se presenta como una herramienta para la gobernanza climática. El objetivo es aportar conocimiento y valor al sector público y privado del territorio para acelerar la transición ecológica e impulsar la economía verde.

 

José Ignacio Asensio: “Disponer de información es clave para que Gipuzkoa pueda anticiparse y aplicar políticas que reduzcan su vulnerabilidad, aumentando la capacidad de adaptación al cambio climático. La correcta gestión de las políticas climáticas determinarán en buena parte el futuro económico de Gipuzkoa”.

 

El diputado de Medio Ambiente y presidente de la Fundación de Cambio Climático de Gipuzkoa,  José Ignacio Asensio, ha presentado esta mañana junto con al director técnico de Naturklima, Xabier Esteban, y la directora de Medio Ambiente, Mónica Pedreira, el primer “Informe de Impacto y Vulnerabilidad al Cambio Climático de Gipuzkoa” llevado a cabo desde el Observatorio de la Fundación en colaboración con la dirección de Medio Ambiente de la Diputación Foral de Gipuzkoa.

 

 El “Informe de impacto y vulnerabilidad al Cambio Climático de Gipuzkoa”  analiza los impactos que el fenómeno del Cambio Climático está teniendo en el medio natural de Gipuzkoa y en 10 sectores socioeconómicos del territorio. Su finalidad es poder adoptar futuras medidas de adaptación y reducir así la vulnerabilidad del territorio. El Informe se actualizará anualmente desde el Observatorio, y a través del estudio de la evolución de 80 indicadores meteorológicos, ambientales y sectoriales, internacionalmente homologados. Se pretende hacer un seguimiento de la evolución del calentamiento y sus efectos sobre el territorio, realizando proyecciones y estableciendo previsiones que favorezcan la planificación regional y local frente al fenómeno. El Diputado de Medio Ambiente, José Ignacio Asensio, ha manifestado que “Disponer de información es clave para que Gipuzkoa pueda anticiparse y aplicar políticas que reduzcan su vulnerabilidad, aumentando la capacidad de adaptación al cambio climático. La correcta gestión de las políticas climáticas determinarán en buena parte el futuro económico de Gipuzkoa”. Esta iniciativa, pionera para una administración regional, se considera necesaria como instrumento base para la promoción de una economía verde libre de emisiones y el liderazgo de políticas de mitigación y adaptación para aumentar la resiliencia del territorio, dado el grado de vulnerabilidad de Gipuzkoa antes los efectos del cambio climático.

 

Aumento de la temperatura, más días calidos y secos

 

Según los análisis del estudio, la temperatura media en Gipuzkoa ha aumentado 1,2 º C en los últimos 50 años y a finales de siglo podríamos situarnos con incrementos de temperatura de entre 3 y 4 º C. El impacto de este calentamiento es mayor durante la primavera y el verano, habiéndose registrado 30 días cálidos más que hace 50 años, que suponen prácticamente un mes más de verano. Es precisamente en primavera y verano cuando se evidencia un descenso de las precipitaciones, en contraposición al registro de otoños más lluviosos (especialmente en Donostialdea y Urola Costa). En general, la precipitación descenderá entre el 5 y el 11 % pero no de manera uniforme, ya que tendremos veranos mucho más secos con una disminución de la precipitación de un 35%.

 

Respecto a la subida del nivel del mar, según los datos que arroja el informe, se prevé un ascenso de entre 50 y 70 centímetros y hasta 1 metro en el peor de los escenarios para final de siglo. Esto, unido a la previsión de aumento de olas entre 5 y 10%, tendrá como resultado la perdida, entre el 25 y el 40%,  de nuestros arenales. En algunos casos como Zarautz o Gaztetape corren el riesgo de desaparecer completamente, mientras que playas como La Concha o Zumaia perderán entre un 40 y un 50% de su superficie.

 

Las principales consecuencias de los citados fenómenos se traducirán en forma de sequías, inundaciones fluviales e inundaciones marítimas por subidas de nivel de mar, que se calcula, afectarán directamente al 40% de la población de Gipuzkoa, que corresponde a la población que reside en el litoral guipuzcoano. Asimismo, se estima que las personas potencialmente afectadas en zonas frecuentes de inundación por subida de nivel de mar pasará  de los 10.499 actuales, a 35.435 personas en un periodo de 500 años. La  repercusión de la subida del mar en las playas de Gipuzkoa afecta directamente también sobre el sector turístico, al perderse más de un tercio de los arenales así como la afección natural de la pérdida de biodiversidad, que son importantes recursos de atracción turística. En el sector de los transportes, también existen impactos directos por el aumento de las precipitaciones intensas,  tormentas y subidas de nivel de mar, ya que se acrecientan el riesgo de deslizamientos y desprendimientos que afectan sobre todo a las infraestructuras viarias que se encuentran sobre o atraviesan zonas inundables o se encuentran muy próximas a la costa.

 

Respecto a las inundaciones fluviales, y teniendo en cuenta que muchos municipios presentan una importante parte de su superficie destinada a uso urbano que resulta  potencialmente inundable, se prevé que en el caso del  esperado aumento de precipitaciones, la mayor parte de los municipios guipuzcoanos estará expuesto al riesgo de inundación fluvial. Los municipios  de las cuencas del Oria y del Urumea son los que en general presentan un mayor riesgo.

 

Las sequías son otro efecto directo del Cambio Climático en Gipuzkoa, que afectaría sobre todo, al sector agrario del territorio por “mediterraneización” de los ecosistemas forestales, cambios fenológicos, o aceleración de la degradación del suelo. Si bien el porcentanje de suelo destinado a uso agrario no llega al 2% de todo el territorio, el 100% de los municipios y habitantes de Gipuzkoa presentan grandes riesgos ante el fenómeno de la sequía.

 

Los efectos en la salud es otra consecuencia directa del cambio climático en las y los guipuzcoanos. Numerosos estudios muestran que el efecto de las olas de calor incrementa el riesgo de mortalidad, y según las estimaciones, en una ciudad como Donostia-San Sebastián,  a partir de los 30º C de temperatura, la tasa de mortalidad aumentaría de media un 6,54%. Las olas de frío en inverno también puede afectar negativamente a la población guipuzcoana, especialmente  a los sectores vulnerables a la porbeza energética. En general, el aumento generalizado de las temperaturas, el desplazamiento y cambio en la duración de las estaciones tendrá consecuencias sobre los ataques de asma y las alergias.

 

 La elaboración de este Informe responde a los objetivos planteados en la Estrategia Guipuzcoana de Lucha Contra el Cambio Climático (EGLCC), que prevé realizar un análisis periódico de los cambios acaecidos y  potenciales del cambio climático en el territorio de Gipuzkoa para que autoridades competentes y sectores socieconómicos poder adoptar futuras medidas de adaptación, reducir la vulnerabilidad del territorio y  aplicar un marco de actuación coordinado para acelerar la transición ecológica necesaria en el contexto de la economía verde. El diputado foral Asensio ha recordado que “la lucha contra el cambio climático es un reto global, pero requiere de una acción multinivel local clara,  en la que la comunidad científica, las empresas, la industria, las instituciones y la ciudadanía, en definitiva, todos y cada uno de nosotros, seamos capaces de ir modificando determinados comportamientos en materia de movilidad, de consumo, de uso de la energía y agua, de la utilización de los diversos recursos, para avanzar en políticas efectivas”

 

Para la elaboración del Informe se ha acudido a la información recogida en publicaciones científicas y documentos técnicos publicados por los principales agentes que analizan, operan y emiten criterio sobre el cambio climático. Además, en el marco de este trabajo y para un análisis más exhaustivo acorde a las especificaciones de la realidad y de los sectores del territorio, desde la Fundación se han coordinado tres estudios específicos para el análisis de la vulnerabilidad en el medio natural (‘Vulnerabilidad al cambio climático de los elementos naturales de  Gipuzkoa), sector agroforestal (‘Vulnerabilidad al cambio climático del sector agroforestal de Gipuzkoa’) y sector pesquero (‘Elementos del sector pesquero de Gipuzkoa vulnerables al cambio climático’) elaborados por Ekolur Asesoría Ambiental SLL, Neiker-Tecnalia y Azti-Tecnalia, respectivamente.