Ir al menú principal Ir al contenido principal
Atrás

Apoyo a 13 proyectos para la transformación digital del sector gastronómico

Foto Apoyo a 13 proyectos para la transformación digital del sector gastronómico

Apoyo a 13 proyectos para la transformación digital del sector gastronómico

19 empresas y agentes se han beneficiado de la convocatoria de ayudas SukalBerri, dotada con 326.827 euros.

Apoyo a 13 proyectos para la transformación digital del sector gastronómico

La Diputación Foral ha hecho efectivas las ayudas del programa SukalBerri, dirigido a apoyar la transformación digital de los agentes y empresas del sector de la gastronomía en Gipuzkoa, con un montante total de 326.827 euros. 19 empresas y agentes desarrollarrán sus proyectos con el  respaldo de esta convocatoria: 4 de ellos serán colaborativos, y 9 individuales. Abarcan a toda la cadena de valor del sector, y tienen en común el uso de las nuevas tecnologías y la innovación integral, anticipando su impacto, y abriendo la puerta a nuevos modelos de negocio y de gestión. “La vocación innovadora es una seña de identidad de nuestra gastronomía, que ha contribuido a que sea reconocida mundialmente. Con este programa, apostamos por fortalecer una actividad que genera empleo, riqueza, y tracciona otras actividades como el primer sector o la logística, apoyando proyectos transformadores”, ha subrayado el diputado de Promoción Económica, Turismo y Medio Rural Jabier Larrañaga.

Las ayudas contemplan actuaciones que contribuyen a la innovación en cuatro grandes áreas: productos y procesos, sostenibilidad y economía circular, sistemas de distribución y logística, y modelos de negocio. Se priorizan las innovaciones de carácter tecnológico, en particular la transformación digital y la utilización de herramientas de inteligencia artificial aplicadas a los procesos empresariales, y se da un mayor apoyo económico a las pymes. Con todo ello se pretende potenciar la digitalización de las empresas del ecosistema gastronómico de Gipuzkoa, tanto desde el punto de vista tecnológico, como de modelo de negocio o de creación y adaptación de sus productos y servicios a los nuevos hábitos de consumo: sostenibilidad, alimentación sana, nuevas formas de consumo, productos adaptados a necesidades específicas de colectivos…

Entre los proyectos de índole más tecnológica, cabe citar el desarrollo una plataforma digital como calendario de temporalidad de alimentos, que servirá como punto de encuentro entre restaurantes y pequeños productores y productoras locales; un dispositivo de visión artificial para encimeras que mejorará la experiencia de usuario; un mando acoplado rotativo para cocinas de gas domésticas e industriales; un horno accesible para personas con deficiencias visuales; un sistema de gestión de compras e inventarios para restaurantes mediante comandos de voz; o un nuevo proceso de cocción mediante bolsas de vacío inteligentes. Kevo, Isea, Basque Culinary Center, Mondragon, Stirling, Fleischmann o Hispavista son algunas de las empresas y agentes involucrados en los mismos.

Asimismo, otro proyecto consiste en la mejora de la logística del ecosistema que surte de productos locales al comedor de Orona Ideo, con la participación de Gure Elikagai, Orkli y Zitu. Pates Zubia, por su parte, ampliará su oferta desarrollando dos nuevos líneas de producto naturales y sin aditivos. Petritegi definirá un nuevo modelo de negocio a domicilio. Terracity pondrá en marcha un restaurante Km0 en la nueva ampliación de Garbera con el afán de competir con las grandes multinacionales de comida rápida. Txepetxa implementará una nueva línea de venta de anchoa en fresco, Mugaritz aplicará la tecnología a la experiencia gastronómica del comensal, y Basque Beer diversificará su oferta innovando en producto, mercado e imagen.

Larrañaga ha puesto en valor la “diversidad” de los proyectos, “que demuestra que en Gipuzkoa hay un gran dinamismo emprendedor y nuevas ideas para reinventar este sector, y desarrollar nuevos productos, servicios o modelos de negocio, partiendo de la tecnología, la sostenibilidad y la materia prima local. Entre los impulsores tenemos restaurantes, empresas de alimentación y transformación, industrias de equipos y componentes, pero también especializadas en digitalización, porque el maridaje entre transformación digital y gastronomía abre nuevas oportunidades para la generación de actividad económica y empleo”. 

El diputado ha señalado que la transformación digital constituye “una palanca fundamental para reforzar la competitividad de nuestra economía y garantizar nuestro bienestar futuro. Esto parece evidente en el ámbito de la industria, pero lo es en casi todas las actividades económicas, y también en ésta. Sabemos  que nuestro sector gastronómico y hostelero ha atravesado momentos complicados y de mucha incertidumbre, pero la recuperación está cobrando fuerza, y con este programa queremos respaldarles a la hora de mirar adelante y fortalecer las señas de identidad innovadoras que les han caracterizado y que les permitirán seguir siendo competitivos en el futuro”.