Atrás

Representantes de asociaciones de la tercera edad se han dado cita en BiziAro

Foto Representantes de asociaciones de la tercera edad se han dado cita en BiziAro

Representantes de asociaciones de la tercera edad se han dado cita en BiziAro

La Diputación potenciará la participación de las personas mayores en el debate público a través de AdinBerri

Representantes de asociaciones de la tercera edad se han dado cita en BiziAro

Tabakalera ha acogido hoy la jornada sobre la participación de las personas mayores BiziAro, organizada por la Diputación Foral en colaboración con la asociación de voluntariado Nagusilan. Ciudadanos y ciudadanas, expertos y expertas y representantes institucionales se han dado cita en este encuentro para debatir y deliberar sobre el modelo de gobernanza de las políticas públicas que afectan a las personas mayores, con un triple objetivo: acercar el reto de la participación de este colectivo a la ciudadanía, sensibilizar sobre sus necesidades y demandas en Gipuzkoa, y elaborar un decálogo de recomendaciones dirigido a la administración pública, para dar viabilidad y cauce efectivo a las demandas de la tercera edad en la construcción del futuro del territorio.

La jornada ha contado con la participación de en torno a 100 miembros y especialistas de asociaciones de personas mayores, jubiladas, o que trabajan junto a este colectivo, tanto del ámbito territorial como local de Gipuzkoa: Hurkoa, Afagi, Helduen Hitza, Txoko Berri, Matiazaleak, Aspeonce, Adinkide, Beti Bizkor, Agijupens, Gure Elkartea, Aiton Borda, Goienetxe, Cruz Roja, Aspalgi, Plis 55, Fevas Donostialdea, Aulas de la Experiencia, Helduak adi, Gepe, o Eusko Federpen.

Todos ellos han elaborado una serie de compromisos, que han sido recogidos en el decálogo de medidas elaborado al final del acto: presionar para que todas las personas jubiladas tengan pensiones por encima del umbral de la pobreza, haciendo hincapié en viudos, viudas y mujeres; incrementar el personal de residencias y atención al hogar; hacer que la información que se manda desde las instituciones sea clara, concisa y directa; establecer una estrategia de prevención de soledad no deseada; publicitar mejor las iniciativas destinadas a través de las personas mayores para lograr una mayor involucración; impulsar la formación continua de las personas mayores; fortalecer los lazos intergeneracionales; mejorar la relación entre asociaciones y administración pública; apoyar foros participativos para hacer frente a los problemas; promover el Consejo de Personas Mayores, para que los temas que aquí se traten tengan efecto real en la política; reforzar la red solidaria entre asociaciones; y fomentar una relación win-win entre los diferentes agentes relacionados con las personas mayores.

En su intervención, el diputado general Markel Olano se ha comprometido a trabajar para materializar las conclusiones adoptadas en la jornada e incorporarlas en el diseño, la ejecución y las políticas públicas de la Diputación Foral, asegurando que la institución será la aliada de las personas mayores para garantizar su participación en el debate público, a través de la estrategia AdinBerri. “Existen muchos debates abiertos en la sociedad, como las pensiones, la sostenibilidad de las políticas sociales o el bienestar económico. Nuestros mayores reclaman su espacio en la construcción del futuro de Gipuzkoa, y nuestro deber es escucharles y garantizar esa participación”.

Ha recordado que en el año 2031 casi la mitad de la población de Gipuzkoa tendrá más de 55 años, una realidad que la Diputación está afrontando a través de AdinBerri. “Hemos puesto en marcha estrategia integral en pro del envejecimiento activo y de valor. No solo será un centro de referencia para mejorar la atención y los cuidados, sino que conllevará actuaciones para potenciar el valor social que a día de hoy aportan las personas mayores. Más que de envejecimiento, hoy en día hablamos de longevidad. Cumplir 80 años equivale hoy a lo que suponía cumplir los 65 en los años 50”, ha aclarado

Así, a través de AdinBerri se llevarán a cabo Iniciativas que favorezcan el intercambio de conocimientos y experiencias de las personas mayores al resto de la sociedad, algo que la Diputación ya está realizando de forma interna a través de un programa de Mentoring, cuyo fin es que el conocimiento del personal jubilado no se pierda. También se fomentará el voluntariado, y la participación de las personas mayores en áreas de reflexión y tomas de decisión como el Think Tank de la Diputación, donde uno de los proyectos previstos trabajará en la intergeneracionalidad. En ese sentido, ha invitado a todas ellas a participar el 22 y el 23 en el Congreso en el que se compartirá la estrategia AdinBerri, y a trasladar en el mismo sus peticiones, necesidades y puntos de vista para “enriquecer y mejorar” la dinámica puesta en marcha por la Diputación.

La apertura de la jornada ha corrido a cargo de Imanol Lasa, diputado de Gobernanza y Comunicación con la Sociedad y Jose Luis Elosua, Presidente de Nagusilan. Posteriormente, se ha analizado en coloquio la perspectiva del envejecimiento desde diferentes edades, con la participación de Juan Mª Barandiaran, ex gerente de Goieki; Patxi Leturia, Jefe del Servicio de Protección a la Mujer Víctima de Violencia Machista y de Inclusión Social de la Diputación; Maider Azurmendi, responsable de Cooperación de la Fundación Matia, e Irene Gantxegi, Técnica de Paz y Convivencia en el Consejo de la Juventud de Euskadi.

Asimismo, se han analizado distintas buenas prácticas, tanto del ámbito europeo, como del estatal y el local. Jose Luis Tejedor, responsable de Relaciones Internacionales de la Confederación Estatal de Organizaciones de Mayores (CEOMA) Y vicepresidente de AGE, la mayor plataforma de organizaciones de mayores de Europa, ha destacado la necesidad de “salir de nuestras fronteras” y defender las reivindicaciones ante las instituciones europeas donde se aprueban “las grandes estrategias”.

En el plano estatal, Gloria Veiga, vicepresidenta de la Confederación de Mayores Activos CONFEMAC, ha disertado sobre la solidaridad y los programas intergeneracionales, mientras que, a nivel local, Eva Salaberria ha presentado el plan de ciudad amigable Donostia Lagunkoia que fomenta la participación comunitaria y la calidad de vida de nuestras personas mayores.

Posteriormente, las personas participantes han realizado, divididos en mesas, una sesión de trabajo en la que han analizado los retos ligados a cuatro grandes temáticas, y propuesto soluciones: derechos y deberes, participación, asociaciones y envejecimiento activo, y gobernanza. En el primer bloque, se han tratado las pensiones, la atención personalizada y el derecho a la información y su garantía; en el segundo, el fenómeno de la soledad y la importancia de la comunidad, el impulso de la participación, y la formación en ese ámbito; en el tercero, las dificultades de las asociaciones de mayores, su relación con la administración, y la colaboración eficaz entre las mismas; por último, se ha trabajado sobre el Consejo de Mayores, las herramientas de escucha al colectivo, y la coordinación entre empresas, administración y tercer sector.