Atrás

Aprobados los convenios para integrar en Kabia las residencias de Oñati y Errenteria

Foto Aprobados los convenios para integrar en Kabia las residencias de Oñati y Errenteria

Aprobados los convenios para integrar en Kabia las residencias de Oñati y Errenteria

El organismo autónomo gestionará los centros a partir del 1 de enero de 2019

Aprobados los convenios para integrar en Kabia las residencias de Oñati y Errenteria

El Consejo de Gobierno ha aprobado los convenios a suscribir entre la Diputación Foral, el Ayuntamiento de Oñati y la Fundación Pública San Martin Egoitza, por un lado, y la institución foral y el Ayuntamiento de Errenteria y el Patronato de la residencia municipal del  Sagrado Corazón de Renteria, por otro. A través de dichos convenios, el organismo autónomo Kabia asumirá la gestión de las dos residencias de mayores, con fecha de efectividad de 1 de enero de 2019. El centro de Errenteria dispone de 128 plazas y una unidad psicogeriatrica, mientras que el de Oñati cuenta con 85 plazas.

Ya están integradas en Kabia las residencias de Azkoitia, Elgoibar, Villabona, Zumaia, Lasarte, Andoain, Bergara y Ordizia, éstas dos últimas este año. Están avanzadas las gestiones para que hagan lo propio a principios de 2019 las de Arrasate y Tolosa, y durante el próximo año finalizará el proceso con las ubicadas en Eibar, Pasaia, Irún y Hernani. Kabia agrupará 16 residencias municipales de Gipuzkoa, gestionando un total de 1.505 plazas (1.336 plazas residenciales más 169 plazas en centros de día), 299 personas empleadas de Kabia (116 funcionarias y 183 contratadas), y además, 949 personas de 18 empresas ofreciendo distintos servicios. En definitiva, 16 centros con distinto tipo de gestión. El calendario está acompañado por un plan financiero que prevé un impacto económico para el periodo 2017-2019 que asciende a los 115,7 millones de euros.

El portavoz foral Imanol Lasa ha asegurado que el modelo consolidado por Kabia va a convertirse en un referente en la atención residencial a las personas mayores en Gipuzkoa, y que será “sostenible y de calidad”, con una gestión también orientada “a resultados”. Ha añadido que el modelo de Kabia sido definido “entre todas y todos”, buscando “el acuerdo” de la Diputación con los ayuntamientos y sus residencias realizando más de 50 encuentros, además de “aprovechar el conocimiento y la experiencia” existentes en las residencias que se integrarán en el organismo. “Cobijar bajo la gestión de la Diputación a 16 residencias municipales, cada una con sus particularidades, está siendo un reto de calado, pero poco a poco estamos cumpliendo con los compromisos adoptados, con responsabilidad y realismo”.

Servicios socorrismo

Asimismo, Lasa ha anunciado que la Diputación organizará una reunión interinstitucional para comenzar a definir el futuro de los servicios de socorrismo y salvamento en Gipuzkoa. “Así podremos conocer qué postura mantiene cada ayuntamiento, qué se quiere hacer con exactitud, cuáles son las competencias de cada institución, y cuáles queremos que sean, además de analizar distintas mejoras”. El portavoz se ha referido a las mociones que se están debatiendo en los plenos municipales de algunas de las localidades costeras, pidiendo el traspaso la gestión de las y los socorristas a la Diputación.

“A la hora de abordar esta cuestión –ha recordado, se han de tener en cuenta todos los puntos de vista y aspectos: qué tipo de servicio se quiere ofrecer, quién va a ser el responsable de su diseño o cuál sería en adelante el papel de los ayuntamientos. Estas preguntas y otras muchas deben ser respondidas por los propios ayuntamientos antes de tomar una decisión definitiva, ya que las playas de la costa de Gipuzkoa son muy distintas en cuanto a su tamaño, servicios y organización, y hasta ahora cada ayuntamiento ha venido gestionándolas también de distinta manera”.         

El objetivo del encuentro anunciado hoy será, precisamente, que “cada uno ponga encima de la mesa sus planteamientos”. Según Lasa, la Diputación no tiene “ningún prejuicio ni postura cerrada” en este debate, pero sí ha destacado que “hasta ahora las playas de nuestras costas se han gestionado de forma correcta y modélica gracias al esfuerzo de todos y todas, por lo que llama la atención esta urgencia repentina por trasladar esta competencia, que es municipal, a la Diputación, cuando hasta ahora no ha habido ningún debate al respecto. Ha recordado que la institución foral viene ofreciendo anualmente una línea de ayuda económica para hacer frente a la gestión de los gastos de los servicios de socorrismo en las playas del territorio, sufragando parte del coste del servicio en los ocho municipios que tienen playa en el territorio.