La campaña “modo avión” y las ventajas de la desconexión digital

PantallasAmigas, el Consejo General de la Psicología de España, Fundación MAPRE y Twitter han lanzado una campaña de sensibilización, con el objetivo de reivindicar la desconexión consciente

13/07/2020


Niños/as, adolescentes y jóvenes pasan cada vez más tiempo delante de una pantalla. Los motivos pueden ser diversos: un trabajo para el colegio, el ocio, las relaciones sociales... El uso de dispositivos tecnológicos, si bien puede ser algo positivo, también puede ser perjudicial, cuando crea cierta dependencia, limita nuestra libertad, y altera al mismo tiempo nuestros comportamientos socio-emocionales. Durante el confinamiento provocado por el COVID19, y en las siguientes fases, el uso de dispositivos digitales se ha convertido en una necesidad.

 

“Practica el modo avión” es una campaña lanzada por Pantallas Amigas junto con el Consejo General de España, Fundación Mapre y Twitter y está dirigida a la población en general, aunque hace especial hincapié en los y las adolescentes.

 

 

Según los organizadores “permanecer conectado, estar online, debe ser un estado consciente, elegido, que contribuya a nuestro bienestar. De igual manera debe considerarse la posibilidad de permanecer fuera de la Red, al margen de hábitos, modas o presiones sociales”. El proyecto de sensibilización difunde diez ventajas o consecuencias positivas que se dan al permanecer offline, invitando simbólicamente a adoptar este estado activando el modo avión.

 

A la Dirección de Juventud de la Diputación Foral de Gipuzkoa también le preocupa el exceso de conexión entre la juventud. Es por eso que uno de los objetivos de su programa CULTURA DIGITAL es promover entre menores y jóvenes un uso responsable y seguro de la Red. Para ello, la web kulturadigitala.eus recoge varios recursos a disposición de madres, padres y profesionales del sector.

 

En la web encontrareis una secuencia didáctica para trabajar la desintoxicación digital. El objetivo es crear un debate sobre el abuso de los dispositivos tecnológicos. Estos materiales son una excusa para fomentar el diálogo y el espíritu crítico con los jóvenes, una herramienta para trabajar temas como la identidad digital, la privacidad y la protección de la imagen entre otros temas.